Aumente sus ganancias; haga una propuesta de valor

Por: Natalia Calderón Patiño – Comunicación Digital Levapan.

Existe el debate que al bajar los precios de un producto o servicio se tiene una mayor venta, sin embargo es una afirmación equivocada, ya que puede tener consecuencias graves para el negocio, al verse atado a tener una ganancia, la empresa empieza a atraer los clientes con ofertas de precios bajos, pero no se dan cuenta que hacerlo genera otro tipo de comportamientos para el consumidor.

Varios propietarios bajan los precios de sus productos o servicios como un recurso para aumentar las ventas, aunque desafortunadamente lo que están haciendo es enviar un mensaje indirectamente al consumidor de: “bajé el precio de mi producto/servicio porque no tengo otra opción; necesito hacer ventas pero lo único que me puede diferenciar de la competencia es el precio; realmente no tengo la suficiente calidad para competir con el mercado así que te ofrezco algo barato”

En los últimos años estos mensajes se han convertido en cambios del cliente que se ven afectados en la frecuencia con la que se va a un punto de venta y en la calidad del producto. Actualmente según los comportamientos del consumidor prefieren pagar más por un excelente servicio y calidad -al seleccionar el producto, el individuo considera la cantidad que está dispuesto a gastar por el mismo-.

Es decir, los consumidores son más selectivos y exigentes en sus compras, están más informados sobre los productos así que comparan y eligen entre las distintas marcas sin dejarse influir tanto por la publicidad y el precio.

El comportamiento del consumidor se refiere a “la observación y estudio de los procesos mentales y psicológicos que suceden en la mente de un comprador cuando éste elige un producto y no otro, con la finalidad de comprender el motivo por el que sucede de esa manera”.

Para aumentar las comercializaciones del negocio, se debe tener una propuesta de venta para ello “la mente del cliente potencial” percibe su producto o servicio, aumentando el valor y percepción del producto o servicio para destacarse en el consumo por su calidad ampliando la decisiones de compra.

En cuanto a la percepción de producto es con el fin de buscar una solución al problema o necesidad del cliente, con ese resultado se gana y así el cliente no tendrá problema pagar un precio alto, si es de excelente calidad y servicio.

La percepción del consumidor:

La mayoría de consumidores observan una relación entre precio y calidad, estos son percibidos cuando las marcas ofrecen descuentos, por lo cual la presentación del producto se percibe como calidad del mismo. Según Strahilevitz el propósito de los consumidores es establecer un precio de referencia sobre el valor considerable por un determinado producto o servicio. “Si baja su precio, aunque sea temporalmente, es muy probable que luego ubiquen ese precio más bajo como el precio justo. Si lo aumenta de nuevo, entonces no les seguirá pareciendo justo.”

Al seleccionar el producto, el individuo estima la cantidad que está dispuesto a gastar por el mismo. Justo antes de la compra el consumidor analiza los diferentes precios de la gama de ofertas entre las cuales puede seleccionar y satisfacer su necesidad.

La percepción monetaria:

En la economía, bajar los precios puede dañar la marca, la imagen y las ventas a largo plazo, tenga en cuenta que, los ingresos del consumidor determinan su comportamiento frente a las compras, si tiene ingresos bajos,  seguramente no tendrá fácil acceso ciertos productos y servicios que se encuentran por encima de su  rango socioeconómico, en muchas ocasiones las ventas se basan en las percepciones del cliente sobre los productos y/o servicios de una marca.

Para ello, a través de influencias irracionales que intervienen en el proceso de decisión de compra se crea un conocimiento en nuevas e inesperadas maneras de posicionar, comunicar y vender.

¿Qué es la percepción?

La percepción es una variable influenciada por estímulos externos como los comentarios de otras personas o las comunicaciones de marketing, sean publicitarias o de relaciones públicas. Estos factores son significativos en el trascurso de la percepción, las creencias y actitudes de las personas referidas a las marcas.

Finalmente para ser exitoso en el mercado y aumentar las transacciones sin tener que dar precios bajos, existe la posibilidad de ofrecer una venta basada en valor del producto o servicio donde los clientes estén dispuestos a pagar por mejores soluciones, no todos los consumidores compran productos o servicios muy económicos y  menos cuando se encuentran con un producto diferenciado en la calidad y servicio que sin duda incrementarán las ventas en su negocio.

“Trabaja duro, diviértete y haz historia” – Jeff Bezos.

Si le ha gustado este artículo, compártalo en sus redes sociales.

Related posts